• dibco1 2020 discusionfsm input75 es

last modified January 2 by facilitfsm

DIBCO1 initiative FSM/WSF | >>      

Discussion 2020ES  |  Index  |      

>     

ContactES    

 | @-1   @+1  |  Comment 
Dibco-seul-mini.png   EN - ES - FR - PT 

Luchar por la continuación y renovación del FSM!

Respuesta a la reciente contribución de Chico Whitaker para el debate sobre el FSM

No es históricamente inédito que alguien que lanza una idea  revolucionaria se torne con el tiempo un obstáculo serio a su desarrollo y florecimiento. Éste es el caso de Chico Whitaker, aunque aún esté por hacerse la historia de quien verdaderamente tuvo la idea del FSM y quien más  contribuyó para impulsarlo en su primer momento. En un reciente artículo  que retoma muchos otros que ha escrito incessantemente en los últimos años, CW hace acusaciones graves, falsas e insultantes a un grupo de miembros del Consejo Internacional (CI) que han estado alentando el debate sobre la necesaria renovación del FSM después de veinte años de existencia. Esa renovación es muy necesaria teniendo en cuenta las transformaciones por las que pasó el mundo en este período y la casi  total irrelevancia del FSM en el plano internacional. Los firmantes de este texto son parte del grupo de miembros del CI que son blanco de la diatriba de CW.

El texto de CW se asienta en  una lógica inquisitorial que tiene una larga historia y que consiste en distorsionar, descontextualizar, falsear las posiciones de los opositores de la ortodoxia para transformarlos en figuras odiosas, peligrosas, insensatas, que deben ser silenciadas, deslegitimadas o neutralizadas en nombre de la paz, de la alegría y de la concordia o consenso de la comunidad de los creyentes de la ortodoxia. Uno de los argumentos más insidiosos e indignos es el de que quien cuestiona la ortodoxia es considerado un usurpador y, por lo tanto, alguien que se quiere  apropiar ilegitimamente del FSM como si fuera un botín o um tesoro en disputa. Quien usa este argumento es precisamente quien se comporta como dueño del FSM y rechaza los reclamos de renovación y  de democratización como si estuviera defendiendo su propiedad. El agresor se transforma en víctima para agredir más eficazmente.

 Ante esta situación, los firmantes aclaramos lo siguiente:

1. Vienen de lejos las tentativas de hacer una reflexión sobre el éxito inicial del FSM con el objetivo de desarrollar las potencialidades que él  reveló. Al inicio, esa reflexión era circunscripta pero con el tiempo se fue ampliando sobre todo entre los miembros del CI. De inmediato fue visible la resistencia de un grupo liderado por CW y Oded Grajev en el sentido de impedir que el debate se expandiera y que pudiera ocurrir alguna alteración. Antes de esto, muchos movimientos y  personalidades, entre los cuales estaba el presidente de una de las más  destacadas organizaciones brasileras que estuvieron en el origen del FSM, el IBASE, se apartaron del proceso del FSM. 

2. Desde prácticamente el inicio el debate incidía sobre dos puntos. 

1) La posibilidad de que el FSM se asumiera como sujeto político global plural y tomara decisiones en nombre propio en temas en que el  consenso (no necesariamente la unanimidad) fuese muy fuerte. Uno de esos  temas fue la reforma de la ONU, en lo que la ausencia del FSM pareció a muchos la pérdida de una oportunidad histórica de influir en las relaciones  internacionales. Otro tema fue el rechazo del CI a convocar en nombre del  FSM a la que sería la mayor manifestación mundial contra la invasión de Irak el 15 de febrero de 2003, y que, no obstante, con 16 millones de manifestantes,  alcanzó una extraordinária repercusión internacional.

2) El gobierno del proceso del FSM y la democracia interna de las decisiones del CI, frente al protagonismo a veces total de un grupo que utilizaba toda su influencia para impedir cualquier discusión seria y serena sobre el tema propuesto por la gran mayoría de los movimientos sociales y  de las organizaciones no gubernamentales.

3. Para muchos de nosostros, la imposibilidad de hacer una discusión  serena y la consecuente neutralización política del FSM alcanzó su punto  más grave en el FSM de Monreal de 2016. Durante ese período flotaba  sobre la Presidenta de Brasil Dilma Rousseff  la amenaza de ser víctima de un proceso de destitución golpista que podría ser muy destructivo para la democracia brasilera. Teniendo en cuenta que  Brasil era el país donde  surgió el FSM y que la defensa de la democracia era tal vez el tema que más nos unía, un grupo de miembros del CI presentó un proyecto de resolución del CI para ser adoptada en nombre del FSM denunciando el  carácter golpista del impeachment. La propuesta fue acogida con entusiasmo por prácticamente todos y todas, excepto una persona, CW, que exigió la suspensión de la reunión para que la resolución no fuese votada en  nombre del FSM. El consenso proclamado por la Carta de Principios era así  capturado y transformado en el derecho de veto de una persona. Los demócratas brasileros y de todo el mundo difícilmente olvidarán esto.

La gravedad del caso se debió sobretodo a que mostraba la irrelevancia del FSM, dando la razón a todos los que habían decidido  abandonar el proceso. Muchos de nosotros no lo hicimos y es por eso que somos insultados y considerados peligrosos.

4. Desde entonces para acá, las condiciones internacionales tornaron  aún más urgente una reflexión sobre el proceso del FSM. Para darle  continuidad, nosotros y muchos más hemos venido  reflexionando sobre el futuro del FSM. La discusión ha sido muy fructífera y son muchas y muy  diferentes las posiciones sobre este tema. Nada de esto es de extrañar dada la diversidad de los contextos en que nos insertamos, el cuidado que tenemos en preservar la idea del FSM y la complejidad de la innovación

 política que eventualmente emergiera. En el estado actual de la discusión sólo se pueden adelantar grandes preguntas orientadoras:

(Esta discusión está abierta a todos y todas. Tenemos una página web donde quien quiera intervenir puede hacerlo: https://foranewwsf.org.

- El deterioro de la vida colectiva en las dos últimas décadas (extrema concentración de la riqueza, catástrofe ambiental, guerras irregulares que matan sobretodo a poblaciones inocentes,etc) exige respuestas globales. El FSM puede ser uno de los portavoces de tales respuestas, si se asume como un sujeto político global. ¿Como hacerlo, frente a la pluralidad y diversidad de los movimientos y organizaciones que han participado en el proceso del FSM? ¿Es posible que el sujeto político mantenga la pluralidad en las posiciones que toma? ¿Cómo sería posible  un sujeto político plural?

-Para lograr ese nivel de intervención serían necesarios cuatro pilares: un pensamento estratégico que tome el pulso del mundo e identifique las grandes tendencias, tanto destructivas como constructivas; un processo democrático que permita garantizar el debate abierto y se mantenga el espíritu de cooperación y de solidaridad aún frente a las diferencias; un sistema de gobierno interno del FSM que garantice la democracia y la eficacia de las decisiones; una política de comunicación.

-El pensamiento estratégico global, plural y plurinacional debe tener una vocación general: anti-capitalista, anti-colonialista y anti-patriarcal. A nivel regional y temático esta vocación se desdobla en muchas otras.

- La reflexión sobre luchas y agendas debe pautarse por varios criterios. Uno de ellos es la distinción entre luchas importantes y luchas urgentes. La importancia de las luchas deviene de la estructura del sistema de dominación global en que nos encontramos. La urgencia depende de las coyunturas que se presentan a nivel global, regional o temático. La articulación para las luchas importantes tiene una dinámica diferente de la articulación para las luchas urgentes. ¿Cómo distinguir? ¿Cómo construir y mantener alianzas desde abajo? ¿Cómo construir fuerza por vía de las alianzas pragmáticas? ¿Cómo hacerlo a nivel global, regional y temático?

-Consenso no es unanimidad. Hay temas y posiciones que por ser muy compartidas pueden ser privilegiadas, aunque se dé espacio y  visibilidad a las otras posiciones. ¿Cuál es el umbral para las mayorías calificadas y cómo se llegaría a esas decisiones? La democracia puede ser practicada por muchos medios y no solamente por votación. ¿Qué mecanismos de democracia participativa podríamos imaginar? ¿Sería posible imaginarla a nivel regional o temático?

- La falta de representatividad del CI es evidente. ¿Quién falta? Dada la edad media de los participantes es notorio que no hubo renovación. En los últimos años no se verificó su legitimidad para representar a las instituciones por las que pertenecen al CI. ¿Prestaron cuentas? ¿Estarán algunos miembros representando organizaciones que, mientras tanto, desaparecieron?  La  mayoría de los grandes movimientos sociales que animaron los primeros años del FSM abandonó el proceso y no ingresaron  los nuevos movimentos sociales (sobretodo de jóvenes) que han venido  a resistir las nuevas dimensiones de la dominación en la destrucción de los derechos del trabajo, en la discriminación racial y de género, y en la depredación ambiental. 

- Cualquier organización que permita garantizar la presencia  internacional del FSM debe ser legítima y democráticamente constituída. ¿Será un nuevo CI u otro tipo de organización? Podrá ser una simple federación entre un número reducido de organizaciones regionales y  temáticas? ¿Con qué tipo de mandato? ¿Quién asesorará técnicamente? ¿Cómo se asegura la transparencia?

- La política de comunicación debe ser una pieza crucial. Tan pronto como se recupere la relevancia del FSM, ¿no deberían procurarse alianzas estratégicas con redes y agencias de noticias independientes para proporcionar una caja de resonancia sólida para las actividades y decisiones del FSM?

-Cualquier cambio en el sentido de renovar el FSM sólo podrá tener lugar en el próximo FSM presencial a realizarse en México y durante un momento de la reunión preparado específicamente para ese efecto. En el pasado tuvimos la asamblea de movimientos sociales al final del FSM aunque no fue posible garantizar el carácter democrático de su constitución. ¿Será posible garantizarlo? ¿Cómo? Si los entendimentos se encaminaran por consenso, aunque sin unanimidad, por la continuación del FSM tal como existe hoy es ésa una opción que puede prevalecer y, en este caso, todos y todas las organizaciones y movimientos la deberán adoptar. 

 Frente a esto,  la pregunta que hacemos a la comunidad del FSM es  ésta: ¿ Hay algo de demoníaco o peligroso o estalinista o antidemocrático en estas iniciativas, propuestas e inquietudes? ¿Se justifica el insulto y la estigmatización  a  que hemos estado sujetos y sujetas por osar discutir estos temas? ¿No sería preferible que serena y democráticamente  profundizáramos un debate sobre estos temas y todos los otros que fueran  surgiendo? ¿ Después de todo, las comunidades se construyen mediante la  inclusión y el respeto por la diversidad o mediante la exclusión y defensa autoritaria del dogmatismo.

Esperamos debates razonables y respetuosos, así como preguntas y respuestas substantivas, en el próximo Foro Social Mundial

18 de diciembre de 2020 

Boaventura Santos, FrancineMestrum, Roberto Savio, Leo Gabriel, , Oscar Gonzalez, Norma Fernández.